Almost 100 reasons…__#66 Abracadabra: Blown Exhaust (III)

Pero si su uso dio mucho que hablar a lo largo de 2011, esta temporada que comienza su prohibición también dejará grandes debates. Lo que más preocupa en estos momentos es saber qué ingeniarán los equipos para recuperar lo que pierden por la nueva regulación de la FIA.

Si los escapes soplados fueron consecuencia de eliminar el doble difusor, ahora tendremos que esperar a ver las qué nos traerá la limitación de estos escapes. Poco o nada podemos adelantar, más bien podemos darnos a la imaginación y apoyarnos en las revisiones técnicas de ciertos bloggers expertos en la materia. Pero hasta que no se presenten los coches, o mejor dicho, hasta que no lleguen las primeras carreras del mundial no vamos a observar realmente estos cambios.

La diferencia más importante va a radicar en que los escapes ya no pueden apuntar al difusor, así que se perderá gran parte de la carga aerodinámica. ¿Cómo la suplirán? Pues se trabajará en el alerón delantero, por supuesto, pero será importante descubrir cuál de las diferentes soluciones al trasero serán las más efectivas.

Algunos apuntan a la posibilidad de que se coloque el escape más alto, de tal manera que podamos generar una corriente bajo el alerón trasero. Otros creen que es más probable que se tienda al uso de los escapes en los laterales, apuntando directamente a los conductos de frenos. Ambos casos tienen sus riesgos, pero bien gestionados cualquiera de los dos podría suponer la diferencia.

Si bien es posible que esa sea la tendencia, dado que no sabemos en qué están trabajando realmente los equipos en este sentido, puede que le hayan dado una doble vuelta de tuerca y encontremos algo aún más revolucionario. Que no se nos olvide que este año íbamos a contar también con sistema de control de altura (#70)- un factor muy importante a tener en cuenta – aunque justo esta noche la FIA parece haberlo declarado ilegal. Más razones aún para buscar una solución diferente a lo hecho anteriormente.

Anuncios

Almost 100 reasons…__#68 Abracadabra: Blown Exhaust (I)

Fueron los grandes protagonistas de la temporada pasada. Los escapes soplados dieron muchas alegrías pero también fueron la razón de muchos dolores de cabeza. En 2011 ya vimos cómo la diferencia venía marcada por la capacidad que los equipos tenían para desarrollarlos. Pero también, la indecisión de la FIA respecto a su restricción fue decisiva para avivar la polémica.

Con las miradas puestas en la nueva temporada y la maquinaria ya activada, ahora sólo podemos hacer uso de la imaginación. Los seguidores, los medios y sobre todo los equipos, se preguntan qué solución encontrarán sus rivales para sortear las restricciones del reglamento. Es un tema con mucha expectativa y especulación, pero ser capaces de encontrar un sustituto adecuado para el efecto que estos escapes tenían, podrá ser la gran clave de 2012.

Es importante recordar que cuando jugamos con los escapes, estamos jugando con fuego. Por supuesto que pueden suponer un gran apoyo aerodinámico, pero son muchos los factores que intervienen para hacer que sean plenamente eficientes. Si uno de los parámetros no es lo suficientemente preciso, o si el mapa de motor no se ajusta apropiadamente… o si se busca una configuración demasiado agresiva, el resultado puede ser muy, pero que muy diferente.

Antes de seguir adelante, y a grandes rasgos, el aire caliente que expulsan los escapes sirven para generar una fuerza que empuja el coche hacia el suelo, el llamado down force. Pero además, este aire caliente también llega a las ruedas y puede ser de gran ayuda. Pirelli lo explica muy fácilmente:

La polémica del año pasado vino porque algunos equipos consiguieron mantener los gases saliendo del escape incluso cuando no aceleraban. Y esto, es lo revolucionario. Configuraban el coche de tal manera que incluso cuando entraba en curva, conseguía mantener el flujo de gases y mayor down force.

Básicamente, lo que ha dicho la FIA para 2012 es que cuando se frena no se puede soplar. Así que apañároslas como podáis para encontrar una solución aerodinámica que no provenga del motor.

 

(continuará….)